Yolanda Espinosa

 

Nací hace ya 37 años en Madrid, donde sigo residiendo y trabajando como profe de Inglés para la ESO y Bachillerato, preparando a los alumnos para superar la prueba de Selectividad. Me licencié en 2008 en Filología Inglesa y al año siguiente nació mi hija, momento en el que está basada mi novela Recuerdos, de la que el 95% de la historia es verídica y real, solo en algún momento he cambiado alguna escena, personaje o he omitido algo. Seguramente que muchas más cosas pasaron, pero no me acuerdo, solo os he podido narrar los momentos de algo de lucidez, aunque paralizada por el terror y el pánico que supuso la situación. Nuestra protagonista (Almudena) vive un momento de terror en el que se mezclan sus creencias religiosas, supersticiones, pensamientos erróneos, conspiraciones, magia, brujería y sus conocimientos sobre el goticismo y psicología.

Empecé a escribir como terapia. Quería intentar plasmar lo vivido para no olvidarlo, ya que era lo que todo el mundo a mi alrededor quería; que olvidara. Después de unos años sin escribir decidí terminar mi novela porque creía que era una gran historia, sobre todo una historia de amor (no solo de pareja, sino también del amor por mi hija) al igual que de superación. Y así, con mi experiencia, poder ayudar a otras personas, ya sean pacientes o familiares, y decirles «no estás solo». Pero es una novela que creo gustará al público en general ya que Recuerdos enfrenta la religión (supersticiones, premoniciones, apariciones, magia…) y psicología.

Creo que todo lo que nos ocurre es por algo y nos hace crecer en algún aspecto. Yo me encontré en ese lugar por algún motivo, puede que para contar mi experiencia. Las vivencias de cada uno nos completan y nos hacen la persona que somos ahora. No es «a pesar de la enfermedad fue un gran cantante, escritor o pintor…», es «gracias a esta enfermedad supo canalizar sus destrezas y aprovecharse de ellas», siempre que seamos personas estables y se haya superado o estemos superando el trastorno psicológico. La pregunta con la que nos encontramos al final de Recuerdos es si realmente Almudena padecía una enfermedad mental o si todas las experiencias sobrenaturales eran en cierto modo reales, ya que narro hechos muy extraños como para que fueran una mera coincidencia.

Hablando sobre mi personalidad, los rasgos más sobresalientes son la empatía y la paciencia, aunque a veces soy un poco desordenada, no podía ser todo bueno. Mis autores favoritos son, por supuesto, del género gótico. Género que estudié a fondo en la facultad y me fascinó hasta tal punto que mi novela no solo es de este estilo, sino que se puede leer cómo Almudena nos explica este movimiento literario por la similitud de su situación con los protagonistas (héroes y heroínas) del goticismo. Por lo que mi novela favorita es Los misterios de Udolfo, de Ann Radcliffe, por la aventura y la historia de amor que cuenta, el misterio, el castillo, la atmósfera y los fenómenos sobrenaturales como fantasmas y voces misteriosas. Siguiendo con la misma temática quiero compartir con vosotros esta cita de Edgar Allan Poe, otro gran escritor de este movimiento: «Cuando un loco parece completamente sensato, es ya el momento de ponerle la camisa de fuerza».

Llevo un tiempo dándole vueltas a mi segunda novela que será en cierto modo una prolongación o segunda parte de Recuerdos, donde seguro contaré algo de lo que omití en la primera novela. Me estoy documentando para poder indagar y poder contar otra vez no solo una historia o aventura, sino que el lector llegue a comprender profundamente a la protagonista, como en Recuerdos, me queda encontrar algo de tiempo para este proyecto que, junto con la docencia, son lo más importante de mi carrera profesional.

Comentarios cerrados.