Martina Fiore

 

Todos los días busco información. Cuanto más leo, más me doy cuenta de que vivimos en Matrix.

Vivo en un pueblo que está en las faldas de la sierra de Carrasco y cerca del Santuario de la Fuensanta, en Murcia. Me cuesta despegarme de aquí aunque sueñe a veces con viajar, ver mundo es una curiosidad que tengo desde hace un montón. No sé si a ti te pasa, pero siento a veces que vivimos en un mundo que va muy deprisa. Estudié en el colegio San José de la Alberca y he tenido los mismos compañeros de clase durante más de diez años, es lo que tienen los pueblos pequeños, se conoce todo el mundo, de hecho, mis mejores amigos lo son desde hace casi veinte años. Allá afuera todo es diferente, nunca he estado en Madrid. He viajado poco, la verdad.

Al terminar el instituto descubrí la realidad. Nada es como me lo habían contado, no me había dado tiempo a descubrir el gran potencial que tenemos dentro y todo era como muy veloz, el mundo me esperaba para trabajar en algo en lo que ni siquiera había alcanzado a asimilar. Ahí comenzó mi caída.

Hasta que no tocas fondo no te das cuenta de lo mal que estabas, esa es la realidad. No me dedico a otra cosa que no sea escribir y luchar por mis sueños. He rechazado muchos trabajos porque no me iban a hacer sonreír. He llorado muchísimo, cuesta reconocerlo. Creo que ahora soy más sensible y emocional, soy muy desconfiada.

Tengo tres gatos y hago deporte todos los días. Las tardes de lluvia, nubes y tormenta son las mejores y estoy cogiendo la costumbre de ver dos o tres películas a la semana, tienes que probar, te vuelves más inteligente. Empiezas a ver todo con un poco más de perspectiva y casi todas tienen un trasfondo que te hace reflexionar.

Catedral de Murcia

Me gustan las tardes, el tiempo pasa más lento. Las tardes son para mí y yo soy mi prioridad. Esa es otra, priorizo en función de lo que quiero. Estamos acostumbrados a vivir en función de los demás; del trabajo, de los compromisos. Mi horario de trabajo lo pongo yo. Si hay algo por lo que he decidido ser escritora es una sola cosa: LIBERTAD.

No es fácil cuando tienes que manifestar algo que deseas y va muy lento. Estoy aprendiendo a confiar. Poco a poco, porque cuesta, pero sé que va a merecer la pena. Soy de carácter fuerte aunque no me gusta destacar. Nunca he hecho un video en directo para las redes sociales, me da mucha vergüenza. No quiero ser tímida, no sirve para nada la timidez. Eso sí, soy más buena que el pan y muy inocente.

He tomado la decisión de vivir de las historias que escriba y creo que lo voy a conseguir algún día.

Estoy feliz porque sé que merece la pena pasar por el proceso. Lucharé hasta el final.

Cuéntanos por qué decidiste ser escritora: Fue una decisión instantánea. De repente me di cuenta. No se me da bien escribir, pero tengo mucha imaginación. Hablar con el lector es lo más entretenido, puedo contarle lo que quiera, la creatividad es una virtud que mola mucho.

Recuerdo aquella tarde, me dio un ataque de ansiedad. Estaba pasando la peor etapa de mi vida. ¿De esos momentos en que nada tiene sentido y te sientes muy triste y no sabes por qué? Pues ahí.

Tenía frío y taquicardia. Muy nerviosa, lo recuerdo. No sabía con quién hablar, ese día me quería morir, tal cual. Me empezaron a dar temblores en el cuerpo y la situación fue horrible. Un dedo del pie se me durmió y en mi cabeza empecé a delirar. Me metí en la ducha para entrar en calor y al salir me vi en el espejo cara de escritora. Literal. Ese día empezó todo.

Está lloviendo… ¡Coge un paraguas! Es especial. Ya me da igual, qué quieres que te diga, pero lo presenté al Premio Planeta del año 2018. Este libro tenía que haber ganado, no por el libro sino por la historia que hay detrás…

Es el primero que he publicado y te aseguro que hablarán de él.

Rut Nieves, “arquitecta de emociones”

Autores preferidos: No me gustaba leer. Dice mucho de mí, ¿verdad? El día en que yo toqué fondo, mi madre me regaló un libro de la escritora Rut Nieves. Ese libro me salvó la vida.

Solo necesitas una frase que haga clic en tu cabeza para que alcances el punto de quiebre. Un buen libro es el que te transmite algo, lo que sea pero que lo haga. Puedes no sentir nada en doscientas páginas y, en una sola línea, que toda tu vida cobre sentido. Entonces es un buen libro.

He leído a pocos autores pero quiero que sepas algo: todos de crecimiento personal.

Te recomiendo un libro, Lecciones de vida del monje que vendió su Ferrari, de Robin S. Sharma; y Pensamientos del corazón, de Louise Hay. De Lain ya hablaremos, a Rut la conocerás en la saga Está lloviendo…

Obra favorita: Cree en ti, de Rut Nieves. Simplemente me hizo clic, llegó a mi corazón. Da igual lo que digan de ese libro, a mí me hizo llorar. Es curioso que fuese ese y no otro. Ahí sentí que la autora estaba hablando conmigo en ese momento y eso me hizo reaccionar.

Obra favorita de las que has escrito: Sinceramente, la estoy escribiendo ahora. Iba a ser un solo libro y ahora ya es imparable esto, va a ser la saga Está lloviendo…

Tu estilo literario: No tengo ni idea. Es que es una mezcla muy rara. Es ficción pero no lo es. Es amor y también misterio. Te voy a enseñar cómo funciona la psicología. Así que esta pregunta la volvemos a contestar cuando tenga la saga completa. Y no es nada fácil porque yo diría que me cuesta bastante definir si es fantasía o es realidad. Es «Matrix», una película mental que me he montado.

Me gusta lo que estoy escribiendo porque yo misma me estoy haciendo un lío y me voy metiendo en la trama más y más y eso hace que el lector se sienta parte de una historia que va a crear él mismo.

Una cita que te guste: «Aquí, en el jardín de las bifurcaciones, no tomaste una decisión, tomaste todas y ellas te llevaron a mí». Aparece en la película En la hierba alta.

Obra en la que te encuentras en la actualidad: Escribiendo la saga Está lloviendo… Voy a explicarla un poco: Está lloviendo… ¡Coge un paraguas! es el primer libro de la saga. Me cuesta bastante definir este libro y hacer una sinopsis de él porque él es la RESPUESTA.

El porqué, es decir, la sinopsis de ese libro es la saga completa. No podría haber mejor definición, pero para entender esto y entender la saga tienes que entrar dentro de ella.

Se va a contar una historia. Tú eres quien tiene que averiguar ciertas cosas de esa historia como por ejemplo un secreto que se oculta en ella y que se descubrirá mediante pistas que voy dejando al lector. Tú, lector, me vas a ayudar, vas a ser mi cómplice, él no se puede enterar, tenemos que buscarlo.

La historia es real, eso es lo bonito, pero ¿y si tus actos hubieran interferido en el libro? Estarías modificando un libro y este habría alterado la realidad. Lo fuerte es que la realidad también va a cambiar por lo que pase en el libro.

¿Hasta qué punto es real todo lo que va a suceder en la saga? ¿Hasta qué punto un libro puede alterar tu futuro?

Aquí está la respuesta, en el primer libro.

Cuesta explicarlo desde fuera, es mejor meterse dentro de la saga, es un universo paralelo, es lo que yo llamo El universo Está lloviendo…

Algo sobre tu manera de entender este mundo: Eso es lo que intento averiguar. Cada decisión que he tomado, cada pensamiento que he tenido ha modificado mi realidad. He vivido experiencias en un orden concreto y mediante una serie de sucesos que se han alternado a través del tiempo.

Cada persona que vamos conociendo va marcando nuestro destino, pero…

¿Está escrito el destino?

¿Es una sucesión de hechos azarosos?

¿Tenemos oportunidad de cambiar nuestras vidas?

¿Podemos volvernos millonarios en medio de una pandemia?

¿Están los extraterrestres en nuestro planeta?

Te invito, querido lector, a que me acompañes en una aventura que marcará nuestro destino para SIEMPRE.

A medida que voy escribiendo la saga, voy construyendo una historia real, la historia más bella jamás contada hasta ahora. El relato que dará sentido a mi vida.

¿Quieres ser un testigo y ver desde fuera cómo un día alguien contó una historia? ¿O vas a vencer tu miedo, vas a venir conmigo y vas a protagonizar NUESTRA historia desde dentro?

Querido lector, sigue al conejo blanco…

¡BIENVENIDO AL UNIVERSO ESTÁ LLOVIENDO…!

Proyectos inmediatos: La saga Está lloviendo… es la realidad misma de la vida. Voy a mostrar al lector que estamos en Matrix, sí, ahí, y que podemos salir de la ella con solo un pensamiento.

El crecimiento personal es la industria de la información. Y quien tiene la información y la ejecuta tiene el poder. Esto no quiere decir que sea un proceso fácil, muchas personas no lo van a entender, no importa, la cuestión es no rendirse.

Un día dije que iba a publicar mi primer libro y aquí está. Ahora vamos a por la saga y lo bonito ¿sabes qué es? Que si me hago editorial puedo hacer lo que me de la real gana con mis libros.

¿Quién me va a impedir que publique tal cosa o que escriba tal otra cosa? ¿Quién me va a aconsejar acerca de cómo puedo plasmar mis ideas en una portada sino yo misma? ¿Quién dice que ser best seller es algo imposible? Lo veremos…

Si tú quieres, te mostraré el camino. Eso es la libertad.

¡Nos vemos pronto y en el jardín de las bifurcaciones!

Comentarios cerrados.