Rocío Guerra

 

Me llamo Rocío y tengo 48 años. Vivo desde hace casi cinco años en un piso enorme en Torrejón de Ardoz. Anteriormente he vivido toda mi vida en Madrid capital. Estoy soltera y nunca he tenido novio ni pienso tenerlo.

Nací en Madrid en Mayo de 1973, un poco antes que mi hermana melliza Asun. Soy la mayor.

A los cinco años empecé a ir al colegio a estudiar, o al menos a intentarlo, ya que no se me daba muy bien. Además, los profes no ayudaban mucho porque me cogían manía y siempre me ponían en la última fila.

Al ser corta de vista no me enteraba de mucho y encima tenía que aguantar las burlas de los demás chicos. En fin.

Después cambié de colegio a uno de monjas y conocí a mi amiga Gema. Allí, aparte de sufrir un montón tampoco aprendí a leer. Tenía a una profesora que me enseñaba a leer y sumar, un poquito a restar, los colores, los números. Se ponía conmigo aparte, hasta que un día las monjas le dijeron que dejase de hacerlo, y se acabó el aprender.

Pasé luego por colegios de Educación Especial: en uno de ellos había clases de música y era el único sitio donde me encontraba a gusto. En el otro, los dos primeros años estuve en clase de mi profesora María y allí fui muy feliz, pero aquellos dos años pasaron y la cosa se torció. Sufrí acoso escolar o “Bulling”, como se dice ahora, y sufrí bastante.

Después entré en la Fundación ANDE. Sí, el famosísimo colegio de Carmen Sevilla, donde gané un concurso de cuentos por “Señor Adolfo Suárez”. Antes de esto me presenté a otros concursos, pero no había tenido suerte.

Hasta ahora he escrito varias novelas, relatos cortos y libros de cuentos aunque no he publicado nada. Pero espero hacerlo y que se me conozca más.

Como podréis imaginar, no he estudiado ni trabajo, aunque confío en poder editar algunas de mis obras y darme a conocer. Ahora voy a un Centro Ocupacional y me gusta mucho.

 

Aficiones: Mis aficiones son escuchar música, nadar, hacer pasatiempos, dibujar y pintar, y sobre todo, escribir. Ahora he descubierto que me gustan las matemáticas.

 

Rasgo más sobresaliente de tu personalidad: El rasgo más sobresaliente de mi personalidad es que soy constante en lo que hago, en mi trabajo de escritora sobre todo. Soy tímida aunque ahora un poco menos. Soy muy aventurera y me gustaba viajar cuando vivía mi madre. Siempre he pensado que sería muy bonito elegir un país del mundo y quedarme a vivir allí.

 

Cuéntanos por qué decidiste ser escritora: Decidí ser escritora por curiosidad: me llamaba la atención cómo otros escritores creaban historias de la nada. Por eso siempre he admirado el oficio de escritor.

Empecé a escribir en el verano de 1.995. Leí “El Lobo de Mar” de Jack London y varios libros más de autores famosos como “El Viejo y el Mar” de Hemingway. Ahí fue donde me picó el gusanillo. Al principio fue raro, jolín, era la primera vez que me metía en esa empresa, y era ardua tarea escribir un libro.

 

Autores preferidos y por qué: Mis autores favoritos son Dolores Redondo, María Dueñas, Carlos Ruiz Zafón, Arturo Pérez Reverte. Sobre todo autores españoles.

Resaltaría a Dolores Redondo por abordar sus historias de forma tan meticulosa. Y de Carlos Ruiz Zafón me encantan las historias extrañas y con recovecos de su narrativa.

 

Tu obra favorita de otro autor: Mi obra favorita es “El Hobbit” de J.R.R. Tolkien. Me gustó mucho porque es un libro de aventuras medievales muy entretenido, como las historias de antes.

 

Tu obra favorita de las que has escrito: Mi obra favorita es “Manual de la mala suerte”. Esta es mi primera novela, tardé mucho tiempo en escribirla, casi seis años. Nadie, ni mi propia madre, pensaban que pudiera terminarla.

 

Tu estilo literario: Mi estilo literario ha ido variando: empecé con infantil y juvenil, pasé por novela de aventuras y acabé en novela de terror. Creo que mi libro refleja este último estilo.

 

Una cita de un autor que te guste: Mi cita favorita es “El hombre, una vez más, juega a ser Dios”, de Michael Crichton.

 

Obra en la que te encuentras trabajando en la actualidad: Actualmente, me encuentro trabajando en una novela de aventuras que me está resultando complicada de escribir porque tiene una trama compleja. Hasta aquí puedo decir. O escribir.

 

Algo sobre tu manera de entender este mundo: Creo que ahora mismo nos estamos alejando mucho de la naturaleza: sólo nos fijamos en ella cuando queremos obtener algo. No nos damos cuenta de que está ahí y que somos parte de ella. Con tantas prisas no la respetamos ni apreciamos.

 

Tus proyectos inmediatos: Mis proyectos más inmediatos son el libro de aventuras que mencionaba más arriba, y preparar una exposición de dibujos en un centro cultural de la localidad donde vivo.

En lo personal, me gustaría reinventarme y ser feliz.

Comentarios cerrados.