Jorge B. Jiménez Sánchez

 

Jorge B Jiménez. Editorial Adarve, Editoriales de EspañaSoy residente de Madrid y estoy soltero.

Nací en Baza (Granada) pero la mayor parte de mi vida la he pasado en Madrid. Desde mi infancia me he sentido muy atraído por la Ciencia en general y los aviones en particular. Esa atracción me llevó a enrolarme en la carrera de Ciencias Químicas y al término de la misma me encontré en el primer punto de inflexión de mi vida, donde la atracción por investigar y poder innovar me llevaron a iniciar una tesis que fui compaginando con la carrera de ingeniería aeronáutica con el fin de ir saciando mi otra inquietud por los aviones.

La conclusión de la tesis doctoral en Química-Física junto con la carrera de aeronáutica me llevó al siguiente punto de inflexión cuando tuve que decidir entre continuar en el mundo académico o pasar al mundo de la empresa. En esa ocasión opté por dirigir mis pasos hacia la empresa.

El hecho de conservar activa la llama de la curiosidad ha propiciado que no haya dejado de aprender haciendo cursos y másteres básicamente de índole tecnológica. Ha sido esa misma llama la que me ha llevado recientemente a un nuevo punto de inflexión donde me estoy aventurando al emprendimiento con un compañero.

Aficiones: Me apasiona el mundo de la bici y en concreto practicar ese deporte en la modalidad de ciclismo indoor. Esta pasión me llevó a sacarme el título de instructor bajo el paraguas de diferentes escuelas; si bien no dejo de practicar este deporte como alumno. A esta afición le he ido sumando el baile y la guitarra.

Alcazaba de Baza

Rasgo más sobresaliente de tu personalidad: Tema difícil cuando toca describirse, pero creo que destacaría mi optimismo, pues considero que la vida es un regalo increíble e intento mostrar mi agradecimiento mostrando siempre la mejor actitud en la vida. Eso no quita que tenga mis días en los que la reflexión me brinda un carácter particularmente serio. Todo sea dicho, fruto de esa reflexión surge una característica de la que me siento muy orgulloso y es la confianza con la que me embarco en una empresa, ya sea personal o profesional, lo que me motiva siempre a llevarla a su término y conclusión.

Por qué decidiste ser escritor: Creo que la decisión fue fruto de la necesidad de querer contar algo de una forma amena, por lo que me decanté por dotarlo de una identidad de novela.

Julio Verne (1828-1905) fue un escritor, poeta y dramaturgo francés célebre por sus novelas de aventuras y por su profunda influencia en el género literario de la ciencia ficción

Autores preferidos y por qué: Autores… diría que muchísimos y de los géneros más diversos. Pero si tengo que concretar me decanto por aquellos que de forma cronológica han ido creando una auténtica huella en mi vida, como han sido Julio Verne, que fue un auténtico visionario arropando sus ideas con fabulosas historias de manera que pudo con ello abonar el terreno de los sueños de muchas generaciones de niños y niñas entre los que me encuentro. Otros como Charles Dickens, por su asombrosa forma de entender al ser humano; y Alejandro Dumas, por los temas que trataba con su especial toque de distinción.

Más adelante he ido incorporando toda una serie de autores porque han tratado temas que han ido suscitando un interés en mi vida. Entre ellos cito a Stephen King, Max Ehrlich, Dean Koontz, Ursula K. Le Guin y Viktor Frankl.

Tu obra favorita de otro autor: Me resulta muy difícil decantarme por una obra favorita, pues cada obra forma parte de un periodo de nuestra vida. Pero por la temática y la forma de escritura me atrevería a decir que una de mis obras favoritas es el Conde de Montecristo firmada por Alejandro Dumas. Para mí, esta obra es un claro ejemplo de cómo un propósito puede mantener vivo a un ser humano que se ve injustamente encarcelado.

Tu obra favorita de las que has escrito: El umbral de lo infranqueable es la única obra que he escrito, pero me atrevería a decir que será una de mis obras favoritas por todos los elementos que incorpora y su propia finalidad.

Tu estilo literario: Esta es una pregunta complicada, pues sinceramente no sería capaz de encuadrar mi estilo literario de forma rigurosa. Así, en El umbral de lo infranqueable podemos encontrar diferentes estilos, si bien de todos ellos el predominante es la ciencia ficción por lo que me mojaría en decir que la ciencia ficción es el estilo literario en el que actualmente estoy incurriendo.

Una cita de un autor que te guste: Aquí puedo responder sin pensar mucho que una cita que me parece magistral es la de Víctor Hugo: «No hay nada más poderoso que una idea a la que le ha llegado su tiempo».

Obra en la que te encuentras trabajando en la actualidad: Siento que en mi mente se están sembrando los ingredientes para una nueva novela. Aunque todavía es temprano para adelantar algo, sí me atrevería a decir que todos estos ingredientes tienen el denominador común de cómo la casualidad no existe sino todo más bien es fruto de una cadena de causalidades.

Algo sobre tu manera de entender este mundo: En mi tiempo de existencia hay tres cosas que tengo muy claras: el tiempo es el mayor bien del que disponemos, las relaciones humanas hay que cuidarlas y hay que buscar aquello en lo que nos sintamos realmente a gusto. El empleo, cuidado y búsqueda de estas tres cosas, tienen la capacidad de poder conducir hacia la máxima expresión del ser humano que es la realización.

El mero hecho de venir al mundo supone un enorme regalo, pues con ello se nos brinda la oportunidad de contribuir a una mejora de nuestra especie. Es por ello que hay que saber invertir parte de nuestro tiempo en ir conociéndose para ir logrando contribuir con la mejor expresión de uno mismo. La mayor gratificación que vamos teniendo de ese autoconocimiento se produce cuando se va identificando el rol que uno debe jugar en esta sociedad y es entonces cuando comienza a gestarse el propósito. De ahí que nunca sea tarde para conocerse.

La propia naturaleza nos ha elegido como especie con la mayor capacidad para transformar el entorno, en este sentido considero que todos tenemos una responsabilidad y estamos dotados de la conciencia suficiente como para ser capaces de interiorizar si de nuestras acciones se puede derivar un fruto que suponga una mejora en cualquier ámbito o disciplina en la que se tenga responsabilidad. Por todo ello, mi forma de entender este mundo es como un tránsito de por y para mejorar. Conclusión a la que me gustaría acompañar con una frase de un gran estoico como fue Séneca: «La felicidad no mira dónde nace, sino a dónde puede llegar».

Tus proyectos inmediatos: En lo literario, iré esperando a que tomen forma el popurrí de ideas que en este momento sobrevuelan mi mente y que se están condimentando con una serie de ingredientes con los que quiero sentirme muy a gusto. En lo profesional, junto con mi compañero, estamos poniendo los primeros pilares de un proyecto que supondrá un nuevo punto de inflexión en mi carrera.

Comentarios cerrados.